La linterna de Velasco

La linterna de Ángel Velasco, desde el 20 de febrero de 2007 informando y opinando sobre el Real Valladolid

Los fichajes, en el césped

¿Qué puede aportar, realmente, Cyle Larin?

Pese a que en el mercado de invierno se sepa qué necesita un equipo a la perfección, el margen de error de un fichaje es más alto que en verano. Así lo importante no es cuestionarse quién es, realmente, Cyle Larin sino que puede aportar. Qué puede sumar por condiciones, momentos y estados. De él y del Real Valladolid

¿Quién es, realmente, Cyle Christopher Larin? Sencillamente es un delantero que, por nombre, potencial y bagaje reciente sería un activo inviable en el mercado de verano. Ya no para un equipo recién ascendido sino, muy posiblemente, para el Real Valladolid. El canadiense es una de esas oportunidades de mercado que surgen en el mes de enero y de la que se ha aprovechado el Estadio José Zorrilla. Llega para reforzar un ataque alejado de referencias de remate y presencia en área, remarcado por el poco protagonismo de Shon Weissman. Si Sergio León es el delantero titular tras el 50% de la temporada realizada, el reseteo es obligatorio y la apuesta por el perfil futbolístico de Larin, más.

El nuevo ’25’ llega a LaLiga tras su participación en el Mundial de Catar y bajo al estela de la explosión goleadora que firmó en Turquía. Con una enorme facilidad para el remate, que no para la finalización, Larin es un futbolista práctico y solvente. Sabiendo de estas cualidades, el Real Valladolid gana mucho. Consigue registros para vivir en campo contrario y tener éxito en dicha presencia. No es estar por estar sino estar para marcar diferencias y Larín, ahí, es determinante.

El canadiense es un jugador que, más allá del protagonismo por el peso en la victoria (1-0) ante el Valencia CF, llega a España para sumar de forma inmediata. No es un activo que necesite aclimatación porque su juego no precisa de esa necesidad. El paso del tiempo y el consumo de entrenamientos, obviamente, aumentará sus posibilidades de éxito pero el talento del delantero en obtener éxito de segundas jugadas y balones divididos no precisa de una fase de adaptación alta. 

Hacer crecer
Con un físico de envergadura y altura considerable, Larin es un delantero que se encuentra bien en el área y que suma en dos aspectos lejos de esos metros finales. Como se pudo ver en la creación del gol ante el Valencia, el ’25’ suma en la creación de metros a su espalda y en descargas al juego exterior. Hace para liberarse de marcas para ganar facilidad en el remate. No crea la jugada, pero sí que la detalla. La matiza en su favor. Fuera del área ayuda a la creación del contexto que más le puede beneficiar y, también, a la victoria en segundas jugadas y balones divididos. Con un estilo rematador y no finalizador, es decir un jugador con aportaciones esporádicas y a un toque, Larin quiere que el Real Valladolid asiente la «verticalidad» que tanto ha pedido Pacheta en las últimas semanas.

«Cyle Larin sumará en la búsqueda del equipo de obtener éxito sobre y tras la «verticalidad» que tanto demanda José Rojo, Pacheta, en las últimas semanas»

Darwin Machis consigue inyectar al Real Valladolid mucha de la imperiosa demanda que su entrenador tiene en la actualidad. El burgalés quiere que el equipo transite hacia portería rival para, después, ampliar su presencia en el último tercio de campo. Si con el venezolano gana en cómo llegar al área y en cómo aparecer en los metros finales, con Larin se aumentan las posibilidades de que el equipo no regrese tras la verticalidad y sepa obtener éxito de este ataque. Tras la verticalidad debe haber un remate, un aprovechamiento o un rédito en la segunda jugada. Ahí, suma Larin.

El canadiense lo tendrá que hacer en una exigente prueba para él. Después de la explosión goleadora en sus años en Turquía, Cyle Larin quería un reto ambicioso y en Europa no hay mayor reto que la Champions League. La presencia en el Mundial le nubló la vista y le llevó a unos cotas de exigencia y ambición que, posiblemente, fueron desmedidas. Ahora, tras una aportación breve y pobre en Bélgica, Larin llega al Estadio José Zorrilla exigido por la necesidad de sumar rendimiento en unas cualidades que el Real Valladolid necesita para las variantes al juego de la versión mostrada en las últimas semanas o para destacar en la vuelta «a los orígenes» que mencionó Pacheta en la previa del último encuentro.

𝟭𝟵𝟴𝟴. 𝘗𝘦𝘳𝘪𝘰𝘥𝘪𝘴𝘵𝘢 𝘥𝘦𝘱𝘰𝘳𝘵𝘪𝘷𝘰 𝘺 𝘦𝘯𝘵𝘳𝘦𝘯𝘢𝘥𝘰𝘳 𝘜𝘌𝘍𝘈 𝘗𝘙𝘖. Creo que en el fútbol todo tiene el término apropiado y un porqué obligatorio. Por ello, desde 2007 llevo entrenando equipos y escribiendo sobre cómo entiendo este deporte