La linterna de Velasco

La linterna de Ángel Velasco, desde el 20 de febrero de 2007 informando y opinando sobre el Real Valladolid

Reflexiones express

Pacheta, el protagonista principal del Real Valladolid

El fútbol es de los futbolistas, sí, pero en este Real Valladolid hay un peso específico de su entrenador: José Rojo, Pacheta. El preparador burgalés fue el gran movimiento pucelano del pasado verano en el Estadio José Zorrilla. Sin grandes fichajes, desde el Club se creyó en el potencial de la plantilla y se arriesgó para que ésta diera un paso al frente en LaLiga SmartBank. Era un reto importante para los jugadores que veían cambiado a su líder, aquel por el que el Club apostó de forma seria.

El Real Valladolid creyó en Pacheta y apostó por él al ofrecerle y firmarle dos temporadas. Por su parte, Pacheta creyó en el Club y apostó por el Real Valladolid ya que éste sería el único equipo al que entrenaría en LaLiga SmartBank. Tras tocar la élite como entrenador y rozar la salvación en Huesca, era el momento del burgalés y éste dio un paso atrás por llegar al Estadio José Zorrilla. Fue y es una unión importante que tiene al entrenador como principal estandarte del Club.

Ahora, en un momento delicado, por la derrota (3-2) en Huesca y tras rozar el 50% de la temporada regular, es momento de analizar el protagonismo del entrenador. Intervencionista tardío en los partidos, variando el esquema de juego, encontrando un modelo y con un discurso centrado en el «proceso», Pacheta roza el cierre de la primera vuelta con elevadas dudas por las respuestas que tanto él como el equipo ofrecen en los partidos y tras ellos.

Señalado
Sabiendo que era la imagen de la presente temporada en verano y que, a su vez, es una pieza clave en el proyecto de Ronaldo Nazário en Valladolid, analizar en qué momento está él y cómo está el equipo con él es capital para entender dónde está el Real Valladolid y hasta dónde puede llegar en las 23 jornadas que restan para el final de la temporada. Creyendo que aún es pronto para analizar a un equipo por sus posibilidades de ascenso, el Real Valladolid necesita ser visto como un equipo ganador, ambicioso y fiable.

Tristemente, ninguna de estas sensaciones fluyen sobre el conjunto blanquivioleta. Es imposible verle con cara de ascenso o de play-off si antes no se define y Pacheta no ha terminado de definir a su equipo. En 20 partidos oficiales no le ha dado personalidad ni seguridad ni convencimiento. El actual Real Valladolid está en sus manos y el proyecto de Ronaldo, también. Con la ambición y necesidad de estar en LaLiga Santander, ésta es una temporada capital y el Club necesita ofrecer mayores registros en imagen y juego.

Así, cualquier aspecto señala a Pacheta. Por él se apostó, a él se le encumbró y, por ello, a él se le examina y se le exige. Él ha puesto techos muy altos al equipo y cuando parece que llega, se cae. Como en Huesca, Lezama o Almería. Al equipo le falta regularidad y a él confianza y seguridad para dársela.

𝟭𝟵𝟴𝟴. 𝘗𝘦𝘳𝘪𝘰𝘥𝘪𝘴𝘵𝘢 𝘥𝘦𝘱𝘰𝘳𝘵𝘪𝘷𝘰 𝘺 𝘦𝘯𝘵𝘳𝘦𝘯𝘢𝘥𝘰𝘳 𝘜𝘌𝘍𝘈 𝘗𝘙𝘖. Creo que en el fútbol todo tiene el término apropiado y un porqué obligatorio. Por ello, desde 2007 llevo entrenando equipos y escribiendo sobre cómo entiendo este deporte