La linterna de Velasco

La linterna de Ángel Velasco, desde el 20 de febrero de 2007 informando y opinando sobre el Real Valladolid

Reflexiones de fútbol

El refuerzo que potenciaría las cualidades del Pucela

Creo que la capacidad de un entrenador y de un vestuario se mide por la adaptación. Ese «directo» del que habla mucho Sergio González. El catalán la tuvo de forma excepcional en sus primeros meses en el Estadio José Zorrilla y, de cierta forma, se le ha visto en momentos concretos de las dos temporadas y media restantes. Ahora, y de cara al mercado de invierno, el Club y el cuerpo técnico están en una situación compleja. Pese a que desde la parcela técnica se habla de forma muy rotunda sobre la necesidad de un ‘9’, una de las mayores necesidades del equipo puede estar en el centro del campo y en reforzar la posición que abarca Fede San Emeterio.

Creyendo que la base actual del equipo está en el centro del campo, éste tiene muchas variantes pero, posiblemente, el mayor punto de crecimiento esté en la función posicional. Con un esquema con tres centrocampistas, el ’20’ es capital. Tiene lectura de juego sin balón y un trabajo regular e incansable pero carece de muchas acciones con la posesión. Viendo necesario sacar a Rubén Alcaraz de un rol ‘defensivo’ y creyendo importante dotar al equipo de la llegada y el golpeo del ’14’, el Real Valladolid tiene jugadores de vertientes ofensivas muy diferentes. Entre Kike Pérez y Roque Mesa dotan al equipo de claridad, calidad y personalidad en campo contrario.

Como se demostró en la victoria (0-1) en Getafe, el juego vallisoletano pide a jugadores de control de balón y personalidad con él. Tanto el ‘8’ como el ’17’ se han ganado su continuidad porque dan al equipo lo que éste necesita. Los blanquivioleta tienen, actualmente, unas cualidades que van más allá de la necesidad de un ‘9’ y que corroboraría la incorporación de un centrocampista posicional con dotes para el desplazamiento en largo, por ejemplo.

Haciéndose con un jugador de un perfil como el de Fede San Emeterio pero con unas aptitudes más altas con balón, el Real Valladolid potenciaría mucho las cualidades que tiene como grupo y que, actualmente, llevan a ver el sistema con un delantero y tres centrocampistas o un doble pivote y un mediapunta como la base para el crecimiento.

Perfil y cualidades
Con dicha incorporación, el Real Valladolid ganaría en aptitudes para la segunda jugada, en velocidad para la transición, en control del balón, en juego directo y, muy posiblemente, en centímetros. Creyendo que ese jugador debe tener unas cualidades diferentes a Fede San Emeterio pero una lectura similar a la del cántabro, la idea de variar la posición a Joaquín Fernández quedaría descartada ya que su apuesta debe ser la de defensa central. Sin el ’24’, el Pucela potenciaría sus cualidades de juego con un futbolista que dotaría de una alternativa en la construcción.

Por el dominio del balón pasan muchas de las necesidades pucelanas en la actualidad. Creyendo, a diferencia de Sergio, que el fichaje de un delantero no es una prioridad y sí una opción y alternativa, la de este tipo de centrocampista es, de igual forma, una posibilidad que haría crecer al equipo tras un mercado que puede potenciar las cualidades del equipo pero nunca solucionar unos problemas que no existen, salvo que el equipo quiera encaminar sus decisiones por un estilo y un esquema que, actualmente, no es el que necesita el Real Valladolid.

1988. Periodista deportivo y entrenador UEFA PRO que cree que en el fútbol todo tiene el término apropiado y un porqué obligatorio. Por ello, desde 2007 lleva entrenando equipos y escribiendo en este pequeño rincón.