La linterna de Velasco

La linterna de Ángel Velasco, desde el 20 de febrero de 2007 informando y opinando sobre el Real Valladolid

Linternazos

Sergio Marcos y Jaime Mata, mis grandes fichajes

Alcarreño y madrileño firman el mejor perfil de fichajes de un Real Valladolid con olor a un proyecto que deberá basarse en jugadores que jueguen y que hagan jugar

Por gusto personal, el talentoso centrocampista y el experimentado delantero forman los dos fichajes más ilusionantes del Real Valladolid 2016/2017, una nueva versión con jugadores de mayor peso que ellos •

Con la llegada de Igor Lichnovsky son 13 los fichajes realizados por el Real Valladolid para este verano. Perfiles de club, futbolistas con una amplia vinculación con el equipo y jugadores que llega, por lo general, como grandes apuestas del club y que ven al Pucela como una gran oportunidad para sus carreras. Entre todos ellos destacan dos futbolistas. Jaime Mata y Sergio Marcos elevan el supuesto proyecto blanquivioleta para pelear en una dura categoría como es la ahora llamada ‘Liga 1|2|3’. Actores secundrios que sacan rendimiento a grandes propuestas.

Jaime Mata y Sergio Marcos en dos imáganes en sus respectivas presentaciones con el Real Valladolid (Rv.es)
Jaime Mata y Sergio Marcos en dos imágenes en sus respectivas presentaciones con el Real Valladolid (RV.es)

Sensaciones propias
“Casi siempre que ves un partido lo haces con visión de director deportivo”, me dijo un buen amigo hace un tiempo. En gran parte llevaba razón y más cuando veo partidos de rivales del Real Valladolid o de equipos de un nivel similar. Siempre me gusta imaginar qué tipos de jugadores firmaría yo para el Pucela. Es parte del juego, supongo. Me ha pasado en muchas ocasiones. Lluís Sastre era una debilidad antes de llegara al estadio José Zorrilla. En directo, con la Sociedad Deportiva Huesca, le vi dar un nivel muy similar al del Leganés la pasada temporada. Siempre me ha pasado. Marcelo Silva, Javi Chica, Marc Valiente o Pedro León eran jugadores en los que ponía el radar y que, por mera casualidad, firmaba el Pucela pasados unos meses o, incluso, años.

Esta temporada me ha ocurrido con Jaime Mata y Sergio Marcos. Desde que el 2013 estuve en la charla de Toni Seligrat con la que presenté al madrileño en LAV me picó la curiosidad por conocer al delantero. Al poco tiempo, con su fichaje por el Girona, la facilidad para conocerle futbolísticamente creció. Era sencillo que gustase un jugador fuerte, de trabajo, de lucha y que cumplía todas y cada una de las condiciones que expuso el ex entrenador del Lleida Esportiu en aquel coloquio en Zaragoza.

De igual forma pasó durante la pasada campaña con Sergio Marcos, el que es, para mí, el mejor proyecto pucelano de esta temporada. Por delante incluso de Alex López, un fichaje que es atractivo pero que me ofrece muchas dudas. Tras determinadas actuaciones esporádicas del jugador, me fije detenidamente en él en varios partidos con el Club Deportivo Lugo. Un jugador de talento y calidad que posee una pierna izquierda mágica. Siempre me han parecido determinantes los jugadores de perfil izquierdo y que juegan por el centro. En mi equipo siempre querré un centrocampista zurdo y un central zurdo. Generan miles de variantes en la salida de balón y en la velocidad del juego. En este caso, su fichaje por tres temporadas me parece un acierto y un tiempo más que prudencial para ver la evolución del jugador alcarreño en el momento más decisivo de su carrera.

Peso relativo
Lo más interesante de estos jugadores sobre su crecimiento en el Real Valladolid es que ninguno de los dos llega como primer espada en su puesto. Pese a que el ex del Girona sea ahora mismo el único ‘9’ del equipo, su peso en el gol no será muy elevado. No llega para anotar 20 dianas. Es blanquivioleta para hacer goles, sí, pero, sobre todo y como ha demostrado en la pretemporada, para aportar juego y alternativas de ataque al equipo.

Juego de espaldas, trabajo de desgaste, unión con el poblado centro del campo que está diseñando Paco Herrera… Las exigencias de Jaime Mata son muchas pero ninguna determinante a nivel de números. De igual forma ocurre con Sergio Marcos. El de Sacedón no tendrá un peso vital en la construcción. Será importante y decisivo en los últimos metros pero liberado de funciones de elevada carga de construcción y en las que tenga que asumir grandes responsabilidades en el juego. Él no creará, dará detalles.

El tener un peso importante pero no ser señalados como protagonistas puede ayudarles. Son otros fichajes, como Rafa López, Isaac Becerra, Alberto Guitián y Alex López los que deberán ser la cara del nuevo Pucela. Ellos serán los líderes, los protagonistas y los más exigidos. Se juegan no ser valorados negativamente. Su estatus al poco de llegar ya es muy elevado. Nunca podrán sorprender porque las expectativas sobre ellos ya son muy altas. Sergio Marcos y Jaime Mata, no. Su rol parece menos exigido en un inicio y tal rasgo juega a su favor y al de un Real Valladolid que tiene en ellos a dos grandes activos para el futuro.

1988. Periodista deportivo y entrenador UEFA PRO que cree que en el fútbol todo tiene el término apropiado y un porqué obligatorio. Por ello, desde 2007 lleva entrenando equipos y escribiendo en este pequeño rincón.